*

Edición Impresa Cambiar fecha
Opinión / Pág. 8

Gratuidad y acreditación de carreras

Señor director: Según el último anuncio del Mineduc, el arancel de una carrera que determinará el monto a entregar a una institución de educación superior (IES) aceptada en el sistema de gratuidad, será el promedio de los aranceles establecidos por las instituciones que imparten la carrera y que comparten el mismo plazo de acreditación institucional. […]

Señor director:

Según el último anuncio del Mineduc, el arancel de una carrera que determinará el monto a entregar a una institución de educación superior (IES) aceptada en el sistema de gratuidad, será el promedio de los aranceles establecidos por las instituciones que imparten la carrera y que comparten el mismo plazo de acreditación institucional. Así, el arancel podrá ser diferente para IES que conformen otro grupo con distinto plazo de acreditación. Esto, al margen de que los costos de una carrera están afectados por realidades de misión, modelo educativo y entorno geográfico muy distintos. Las inevitables diferencias podrían paliarse vía tratos separados. 

Pero la cuestión de fondo es cómo esta medida se vincula con la calidad de la oferta académica. El sistema muestra que una carrera impartida por IES acreditadas por el mismo número de años, tiene diferencias en la acreditación específica de calidad. Así, la certificación institucional no garantiza la calidad (ni el mismo nivel de calidad) de la oferta específica de sus carreras. En otras palabras, el Estado podría estar financiando los estudios de carreras que no poseen ninguna garantía razonable de calidad. 

¿Cómo se condice esto con la advertencia de la Presidenta: “Queremos que haya gratuidad, pero que además haya calidad, porque gratis y malo no lo necesita nadie”?.

Moisés Silva Triviño

Vicerrector de Aseguramiento de la Calidad Universidad Andrés Bello