*

Edición Impresa Cambiar fecha
Cultura&Entretención / Pág. 49

Filme sobre Violeta Parra tuvo cálida y masiva avant premiere

Más de mil personas asistieron anoche al preestreno de la película de Andrés Wood, en el Cine Huérfanos BF.

Filme sobre Violeta Parra tuvo cálida y masiva avant premiere

Entre la última toma de Violeta se fue a los cielos y la presentación de los créditos finales de la película hay una breve pausa de tiempo sin música, donde sólo se lee en pantalla: Violeta Parra (1917-1967). En ese lapso, muchos podrían comenzar a aplaudir con entusiasmo o salir de la sala, dependiendo de su interés o no por la película de Andrés Wood. En la avant premiere que ayer se realizó, no pasó ni lo uno ni lo otro, sino que más bien vino un silencio cómplice. Hubo muchos aplausos, pero sólo cuando tal inscripción desaparece y empiezan a correr los títulos conclusivos.


Tal actitud fue un ejemplo del respeto casi reverente con que fue recibida la cinta sobre la vida de la autora de Run Run se fue pa’l norte en el pre-estreno de anoche, en el Cine Huérfanos BF. Personas con los ojos vidriosos, gente reflexionando, otros abrazándose: las sensaciones fueron todas de empatía hacia el filme, que se estrena mañana en el país.


A la función, que contó con más de mil asistentes, asistieron varios personajes de la escena audiovisual chilena. También se vio al ex Presidente Ricardo Lagos. “Me parece un trabajo excepcional de Andrés Wood. He visto la película en varias de sus fases y cada vez que la observo se me hace un nudo en la garganta. Por otro lado, creo que sin Francisca Gavilán en el rol de Violeta Parra, esta película no se puede hacer”, afirmaba Angel Parra, en cuyo libro homónimo se basó la película. Consultado sobre por qué no sé optó por utilizar en el filme la voz original de Violeta Parra en las canciones, argumentó: “Nunca fue una opción. Siempre se pensó que la actriz tendría más libertad si ella misma cantaba”.


Angel Parra hijo, por otro lado, destacó la emotividad de la propuesta: “Esta película me sirve para asumir algo triste, como es el destino de Violeta. Lo bueno es que ya está quedando sólo lo alegre. Es un filme que la pone en el lugar que se merece”, comentaba. Tras la avant premiere, el equipo de la película -encabezado por el director Andrés Wood- celebró en el Bar Liguria.