*

Edición Impresa Cambiar fecha
País / Pág. 16

El 82% de las emergencias en playas son en lugares no aptos

Según la Armada, en Chile existen 909 playas oficialmente reguladas. Solo en 99 de ellas está permitido bañarse.

por
Valentina Mery y Judith Herrera
El 82% de las emergencias en playas son en lugares no aptos

A pesar de que Chile posee alrededor de 4.500 kilómetros de playa, solamente el 10% de ella es apta para el baño. Como consecuencia de esto, el 82% de las emergencias marítimas que implican rescate de personas han ocurrido en lugares no habilitados.


Actualmente en el país hay 909 playas oficialmente reguladas, de las cuales sólo 99 son aptas para el baño, quedando 810 en la categoría de “solaneras”, lo que significa que están aptas sólo para deportes recreativos y tomar sol.


Sin embargo, durante los 20 primeros días de la temporada de verano 2014-2015 se ha registrado casi la mitad de los incidentes a la misma fecha del año anterior, pasando de 62 bañistas rescatados con vida a 30, entre el 15 de diciembre y el 5 de enero, representando una baja del 51%.


Según el capitán de fragata Ricardo Velásquez, del Servicio de Búsqueda y Salvamento de la Armada, para habilitar una playa para el baño se deben cumplir determinadas condiciones. “Nosotros vemos la necesidad de que las playas cuenten con medidas de seguridad, como salvavidas, y que las condiciones de mar, de fondos y corrientes sean aptas para que la gente se pueda bañar”, asegura Velázquez. Sin embargo, aclara que “aun cuando hay playas que tengan salvavidas, puede que no siempre estén las condiciones para que las personas se puedan meter al agua”.


Playas no aptas


Dentro de las que no son aptas para el baño en el litoral central, pero que sin embargo son uno de los principales destinos turísticos, están Reñaca, en Viña del Mar; playa Portales, Los Placeres y Las Docas, en Valparaíso, y Playa Grande, en Cartagena, entre otros.


La directora de turismo de Valparaíso, Luigina Pruzzo, explica que durante el verano se establece todo un protocolo de seguridad en las playas. “A través de la Gobernación, coordinamos con la Armada, la policía, la PDI, y a todos los otros servicios que tengan que ver con el tema de seguridad”, explica.


Agrega que las playas son concesionadas y que dentro de los requisitos se les exige cumplir con medidas de seguridad, como tener salvavidas. “Siempre se toma en cuenta la temporada anterior para mejorar las medidas”, añade.


En la IV Región, algunas de las playas que no están habilitadas, pero que sin embargo son muy populares en verano, son El Faro, Playa Blanca, 4 Esquinas Norte y Las Tacas.


En esta misma línea, durante la temporada estival pasada, la mayor cantidad de los accidentes ocurrieron en la Región de Coquimbo, con 200 emergencias (50%), seguido por la Región de Valparaíso, con 114 casos (28,5%), y la Región del Biobío con 31 (21%).


“Hay playas como El Faro, que tienen bastante oleaje y que no son aptas para el baño, pero están habilitadas con salvavidas porque la gente al final se baña igual, aunque tenga carácter de solanera”, aseguró el gobernador marítimo (s) de la Región de Coquimbo, comandante Henry Camousseight.


En el sur, por las condiciones naturales de las playas, con mucho oleaje y corrientes, la mayoría de sus zonas costeras no son aptas. En Pichilemu, por ejemplo, el sector de Punta de Lobo, caracterizado por sus grandes olas propicias para el surf, no están habilitadas para el baño. Lo mismo ocurre con otros sectores como Playa Hermosa, Playa Principal y Las Terrazas.


“Tenemos las playas con salvavidas y la señalización correspondiente, esas son parte de las medidas que tomamos (…), pero igual tenemos salvavidas porque no faltan los porfiados que aún así se bañan”, aseguró Roberto Córdova, edil de la comuna.


“El llamado es a la autoprotección, si hay una playa donde no hay banderas ni salvavidas, la lógica me dice que no está apta para el baño y no debería meterme. Además del llamado a los papás para que estén pendientes de sus hijos para que así las vacaciones sean lo más tranquilas posibles”, añade Velásquez.