Menos del 1% de los conductores fiscalizados dio alcotest positivo

Durante el fin de semana, plan "control cero alcohol" realizó 690 controles.

por Consuelo Argandoña
Ampliar

Cifras positivas y que muestran los primeros efectos de la ley que endurece las sanciones a las personas que manejan tras haber bebido alcohol, son las que registró el Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (Senda), durante los controles que efectuó el fin de semana en la Región Metropolitana.

A través del plan "control cero alcohol", que incluye dos ambulancias con alcoholemia móvil, el organismo comenzó su fiscalización en conjunto con Carabineros, recorriendo distintos puntos de Santiago.

En total, el operativo de Senda realizó 690 controles en las dos noches de fin de semana. Sólo cinco conductores resultaron con alcotest positivo y fueron detenidos.

La primera que arrojó estado de ebriedad (0,88 g/l) fue una joven abogada controlada el viernes, en Las Condes. Esa jornada se realizaron 190 fiscalizaciones.

Durante la noche del sábado, se efectuaron 500 controles, en los cuales sólo cuatro conductores arrojaron conducción bajo los efectos del alcohol (entre 0,3 y 0,8). El resto marcó 0,0.

No obstante, según la Defensoría Penal Pública, ayer, 17 personas fueron sometidas a control de detención en el Centro de Justicia, por manejo en estado de ebriedad, cifra que resultó de los controles rutinarios de carabineros por distintos puntos de Santiago.

Según la estadística de Senda, este fin de semana en su operativo se registró una infracción por cada 138 alcotest realizados, lo que equivale a menos del 1% del total de los controles.

Esta cifra dista bastante del fin de semana pasado -antes de que rigiera la nueva ley-cuando se registró una infracción por cada 15,3 alcotest. Al comparar esa cifra con los controles que realizó Senda durante el verano, hubo una infracción por cada 6,8 controles.

"Efecto" ley

Para la directora de Senda, Francisca Florenzano, sin duda las cifras son positivas, aunque existe conciencia de que son consecuencia del estreno de la ley.

"Evidentemente, en el primer período vamos a tener un efecto de la ley muy fuerte, lo más probable es que veamos estas cifras muy positivas, pero nuestro desafío es que esas cifras se hagan permanentes en el tiempo", explicó Florenzano.

Del análisis del primer fin de semana con la nueva normativa, además de gran cantidad de taxis en las calles, la directora de Senda destacó la tendencia a los conductores designados.

"Muchas de las personas que fiscalizamos nos hacían saber que eran conductores designados, entonces uno ve que hay un movimiento en la gente, ya sea por el temor al castigo o porque realmente adhieren a la ley", explicó Florenzano. Se espera que las fiscalizaciones lleguen a 200 mil durante el 2012 a nivel nacional. Para ello, el gobierno trabaja en la implementación del "control cero alcohol" en regiones, lo que podría concretarse en los próximos meses.

Empresas de transportes personales que ofrecen conductores para dejar al cliente en su casa hacen un buen balance. "La demanda aumentó en más de un 50%, respecto de los otros fines de semana, y tuvimos más servicios momentáneos que programados, que era la tendencia de antes. Se notó que la gente no quiso arriesgarse", dijo Loreto Reyes, una de sus dueñas.

  • Sé el primero en comentar comentarios
     
SUPLEMENTOS Y REVISTAS

País

Página 6
      LaTercera.com
      SIGUENOS TAMBIEN EN:
      ACTUALIZA TU EXPLORADOR: