Memoria Colectiva: Chayanne desatado (1988)

Ampliar

Corrían sólo dos minutos de su segunda actuación en el Festival de 1988 y Chayanne iniciaba una corrida frenética hacia un costado del escenario, en la quinta jornada del certamen de aquel año. Por ese entonces, el puertorriqueño era un cantante en ascenso, pero su desbordado entusiasmo grabó a fuego su nombre en el Festival, que por ese entonces emitía TVN.

"No quería parar, estaba eufórico. Siempre estaba muy prendido y su show partió muy arriba", recuerda el director Vicente Sabatini -que entonces trabajaba en la producción del evento-, sobre la imagen más recordada del Festival de ese año: Chayanne escalando la torre de iluminación, para luego subirse a una cámara pluma y cantar desde allí, ante la mirada de un "Monstruo" algo descolocado con la euforia del artista.

Pamela Hödar, ex animadora del certamen, fue una de las que vivió de cerca la energía del centroamericano, quien la abrazó varias veces durante su show. "Le di una Antorcha que no estaba contemplada, pegó tres saltos y salió corriendo a abrazarme".

Hödar, hoy concejala de Viña, recuerda otra anécdota que dejó uno de esos abrazos y que no se vio en la transmisión. "Una de sus pulseras se enganchó en una de mis extensiones, y para que no saliera en televisión con un mechón de mi pelo colgando en la mano, lo empujé hacia fuera de pantalla", cuenta. "Al día siguiente me mandó un tremendo ramo de flores", añade Hödar.

  • Sé el primero en comentar comentarios
     
SUPLEMENTOS Y REVISTAS

Cultura&Entretención

Página 54
      LaTercera.com
      SIGUENOS TAMBIEN EN:
      ACTUALIZA TU EXPLORADOR: